El tema de los fósiles es largo y vasto, y se remonta en el tiempo a por lo menos cientos de millones de años. Los fósiles proporcionan evidencia de la evolución en general, y de la evolución del cuerpo humano en particular. La historia de 4.600 millones de la Tierra ha sido documentada con un nivel razonable de precisión científica, los últimos cien millones de años de vida sobre la Tierra han sido registrados y los fósiles orgánicos han sido preservados con incluso mayor detalle y exactitud. Este registro geológico histórico confirma claramente la evolución de la vida y de los organismos sobre la Tierra.

En general, la historia geológica y los fósiles son un camino para demostrar la evolución, pero algunos críticos de la teoría de la evolución, por su ignorancia, creen que esto es la única evidencia y la más fuerte en favor de la teoría. Sin embargo, el hecho en cuestión es que se trata sólo de uno de los vínculos que infieren la evolución, y puede no ser el más fuerte cuando se compara con la investigación en genética y la anatomía comparada. Además, los fósiles ya no son estudiados solamente por los geólogos históricos, los anatomistas y los antropólogos que sacan conclusiones que un ignorante podría cuestionar. Hoy, es posible llevar a cabo análisis precisos en laboratorio de los fósiles para determinar con precisión la edad geológica, y análisis genéticos de los fósiles que tienen decenas de miles de años para identificarlos con precisión.

(Extracto del libro “La Ilusión del Ateísmo” de Ahmed Alhasan a.)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s