El amor por los hijos es algo que los genes han construido dentro nuestro por su propio interés, para que los padres cuiden de sus hijos y sus genes se transmitan de una generación a otra.

Si alguien adopta un niño para llenar su propio vacío emocional, la ley ha perdido su meta, de tener un hijo biológico que lleve los genes de sus padres, en lugar de tener que adoptar un hijo que no lleve los genes de sus padres.

La adopción genuina y voluntaria ocurre con nosotros, seres humanos, y el asunto en cuestión es probar el origen de la moral en los seres humanos. Por lo tanto, ¿no es incorrecto que la moral de ellos sea usada como un ejemplo para probar la aparición de la moral en ellos?

Ciertamente, puede decirse que ocurre un error con la adopción de un niño sin parentesco, o incluso con la adopción de un niño sin parentesco por un individuo de una especie como resultado de la mutación genética. Este sería el principio de la aparición de un nuevo meme cultural, es decir que esta idea se propaga como una actividad cultural en toda la sociedad.

Necesitamos discutir dos cuestiones aquí:

  1. ¿Es altruismo genuino esta adopción?
  2. ¿Qué tanto éxito tiene en la naturaleza este tipo de meme (adoptar un niño sin parentesco)?

Si sólo adoptan niños los que no pueden tener hijos entonces no podemos llamarlo altruismo genuino porque es una actividad cultural para llenar el vacío paternal o maternal, no es una adopción altruista, y no creo que necesitemos discutir más esto.

Sin embargo, si los padres pueden tener hijos, como es el caso normal, entonces una actividad cultural así no puede propagarse entre ellos en la naturaleza porque va contra la propagación de sus genes. Si una actividad cultural así quisiera propagarse entre ellos, los genes la combatirían con la aparición de genes que la impidan, y serían genes exitosos que barrerían el acervo del gen que no contenga este tipo de gen. Dawkins y otros biólogos rastrearon el origen de la aparición inicial de la actividad cultura moral humana a períodos de tiempo en los que los seres humanos eran grupos que vivían en la naturaleza y que estaban sujetos a la selección natural como los demás animales.


Extracto del libro “La Ilusión del Ateísmo” de Ahmed AlHasan (a)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s