Los Guardianes a Quienes la Lealtad fue Estipulada por el Mensajero de Allah (PyB) y la Gente de la Casa (AS)

Los Guardianes a Quienes la Lealtad fue Estipulada por el Mensajero de Allah (PyB) y la Gente de la Casa (AS)

«No es apropiado para un Creyente, hombre o mujer, cuando se ha decidido un asunto por Allah y Su Mensajero, decir elegir en su decisión: So alguien desobedece a Allah y a Su Mensajero, claramente está en el camino equivocado.»

La jura de lealtad no es un tema de elección… y los infalibles no solicitan tal lealtad sino al infalible:

•  Se narró bajo la autoridad de Abu Abdullah (as), bajo la autoridad de sus ancestros, bajo la autoridad del Príncipe de los Creyentes (as), que dijo: En la noche que el Mensajero de Allah (PyB) dejó salir su último respiro, dijo a ‘Alî (as): “Oh Abu Al Hassan, traeme un papel y un tintero”. El Mensajero de Allah (PyB) le dictó su testamento hasta llegó al siguiente punto y dijo: “Oh Ali, habra doce Imames después de mí y doce Mahdis después de ellos. Tú, ‘Alî, eres el primero de los doce Imames. Luego continuó dictando diciendo: Que Al-Hasan lo transfiera a su hijo Muhammad de la descendencia de la Gente de la Casa de Muhammad (PyB) y con él los Imames contarán doce. Luego, habrá doce Mahdis después de él. Deberá pasara (el doceavo Imam), que lo transfiera a su hijo, el primero de los Mahdis. El Último tendrá tres nombres; uno como mi nombre, uno como el de mi padre, que es Abdullah y Ahmad, y el tercer nombre será Mahdi. Será el primero de los creyentes.”

• Se narró bajo la autoridad de Ismâ’îl bin Ayash, bajo la autoridad de Al-A’mash, bajo la autoridad de Abu Wa’il, bajo la autoridad de Hudaifa que dijo: Oí al Mensajero de Allah (PyB) mecionar al Mahdi (el rectamente guiado) diciendo: “Se jurará lealtad a él entre la Esquina y la Estación de Abraham. Sus nombres son Ahmad, Abdullah y Al Mahdi. Deberá tener estos tres nombres”.

En vista a la narración mencionada, es obvio que el primer Mahdi que es el hijo del Imam Al-Mahdi (as) es el único al que se le jura lealtad entre la Esquina y la Estación de Abraham, ya que lleva tres nombres (Abdullah, Ahmad y Al Mahdi) como fue mencionado en el testamento del Mensajero de Allah (PyB). Esto es decir que él es el guardián a quien se confía el llamar a la gente a que jure lealtad al Imâm (as) y a él se jurará lealtad después de a su padre Imam Al-Mahdi (as).

Antes de seguir con otras narraciones y revisarlas, cabe notar que los guardianes del Mensajero de Allah (PyB), a quienes se debe lealtad, son veinticuatro como fue mencionado en el testamento del Mensajero de Allah (PyB). Se estipuló que serían doce Imames, el último de los cuales sería el esperado Imâm (as) sucedido por doce Mahdis de la descendencia del Imâm Al-Mahdi (as) quienes regirán el Estado de Justicia Divina después de él. El primer sucesor del esperado Imâm (as) que será el primero de los doce Mahdis será su hijo Ahmad, su guardian y el primero en creer en él desde el amanecer de su Aparición, llamará a la gente a jurar lealtad a su padre (as). Estas son las pruebas y autoridades de Allah sobre la Humanidad (Huÿÿat of Allah) después de Muhammad (PyB) hasta el día de la Aparición. Las narraciones en las que a la Gente de la Casa (as) se le ha dado el derecho de que le juren lealtad en el tiempo de la Aparición, se refieren al Imâm Al-Mahdi (as) o a su hijo, el primer Mahdi (as). Esto es porque no habrá nadie más que ellos de entre los veinticuatro Huyyats (as) que se presentarán en el tiempo de la Aparición. De hecho, los Imames (as) morirán antes de la Sagrada Aparición y los once Mahdis (as) gobernarán el Estado de Justicia Divina después de su padre (as). Por eso, sólo el Imâm Al-Mahdi (as) y el primero de los Mahdis (as) acompañarán las primeros pasos de la Aparición.

• Se narró bajo la autoridad de Abu Ÿa’far (as), que dijo en un hadiz: “Cuando haya alcanzado Az-Za’labia, un hombre de la descendencia de su padre, uno de los más poderosos y valientes hombres a excepción del Imâm, vino a él y dijo: Ey tú, ¿qué crees que haces? Por Allah que sólo estás asustando a la gente como (el pastor o el zorro) asusta al ganado. Di, ¿es por un pacto con el Mensajero de Allah o qué? El guardián al que se confió el llamar a la gente a jurar lealtad al Imâm le ofreció: Mejor dejas de hablar o te cortaré la cabeza. El Qâ’im (el único que se levantará) entonces ordenó: déjalo tranquilo así y así, tráeme el pecho, así que se lo trae. Le hizo leer el pacto del Mensajero (PyB). Entonces dijo: Sea yo sacrificado por ti; dame tu cabeza para besarla. Al Qâ’im lo complació y el hombre lo besó entre los ojos: Sea yo sacrificado por ti, ofrécenos jurar lealtad de nuevo. Por eso, Al Qâ’im lo complació y juraron lealtad.”

• Se narró bajo la autoridad de Abu Hasan (as), que dijo: “Puedo ver estandartes verdes viniendo de Egipto; sin embargo, cuando los estandartes que vienen de Siria lleguen, señalarán al hijo poseedor del testamento.”

• “Si ves los estandartes negros saliendo de Jurasán, apresúrate a ellos aunque tengas que arrastrarte por la nieve, porque abrazan al sucesor del Mahdi.”

• El Mensajero de Allah (PyB) dijo: “Antes de tu tesoro, tres se matarán entre sí; todos ellos hijos de diferentes califas, sin embargo ninguno será el destinatario. Después, los estandartes negros saldrán desde el este y darán una batalla sin igual contra ellos. El Mensajero entonces llamó a un joven y le dijo: Deberías verlo, júrale lealtad, porque es el sucesor del Mahdi.”

Aclarando la narración ya mencionada, concluimos que el hombre que llamará a la gente a jurar lealtad al Mahdi (as) y que será el sucesor del Imam (as) es un hombre joven. Por eso, desde que estamos buscando al sucesor del Mahdi y lider del único estandarte de la Verdad ya que todos los estandartes representan lo falso, ya no es necesario, basados en la narración mencionada más arriba, buscar este estandarte de la Verdad entre los cuyos líderes son viejos. Por eso querido lector, si el estandarte lleva a descartar a un amigo tuyo desde el comienzo de la selección, no te entristezcas ni te apenes. En vez de eso, haz de Allah, el Imâm y la Verdad tu meta como mencionó la Gente de la Casa (as). Deberías estar muerto mientras buscas, libre de cualquier restricción o idolatría que ha oprimido a tantas personas en estos días y embriagado sus mentes y emociones. El Príncipe de los Creyentes (as) dijo: Los hombres de conocimiento por la Verdad y no la Verdad por los hombres.

• El Mensajero de Allah (PyB) dijo: “Antes de tu tesoro, tres se matarán entre sí; todos ellos hijos de diferentes califas, sin embargo ninguno será el destinatario. Después, los estandartes negros saldrán desde el este… Deberías ver a su lider, jurarle lealtad, y apresurarte a él aunque sea arrastrándote por la nieve porque él es el Mahdi, el sucesor rectamente guiado de Allah.”

Esta narración indica que el comandante de los estandartes del este es el Mahdi (El Iamani rectamente guiado), a quien se debe lealtad, y que tiene tres nombres: Abdullah, Ahmad y Al Mahdi (o Mahdi). Esto es porque se sabe por las narraciones que el Imâm Al Mahdi (as) aparecerá de la Meca y no del este, también hay que notar que un tema así requiere una investigación detallada que podemos abordar más tarde. Las siguientes narraciones mencionan la lealtad debida a los estandartes del este; vienen en varias versiones:

• El Mensajero de Allah (PyB) dijo: “Antes de tu tesoro, tres se matarán entre sí; todos ellos son hijos de diferentes califas pero ninguno será el destinatario. Luego, los estandartes negros saldrán y los matarán de una manera nunca antes hecha por una nación. Después, el sucesor rectamente guiado de Allah saldrá. Por eso, deberías oir de su llegada, apresúrate a él y júrale lealtad porque él es el sucesor rectamente guiado de Allah.”

• El Mensajero de Allah (PyB) dijo: “Los estandartes negros saldrán del este y tendrán el corazón de hierro! El que oiga de su llegada debería apresurarse y jurarle lealtad a ellos aunque sea arrastrándose por la nieve.”

• El Mensajero de Allah (PyB) dijo: “La Hora no vendrá hasta que el que se levantará con la Verdad aparezca, cuando Allah el Grande, el Todopoderoso lo permita así. El que lo siga sobrevivirá y el que no lo siga morirá. Oh siervos de Allah, apresúrense a él aunque tengan que arrastrarse por la nieve, porque él es el sucesor de Allah el Todopoderoso y mi sucesor.”

Vale notar que el nombre Qâ’im (el que se levanta) no se refiere al Imâm Al-Mahdi El Haÿÿat bin Al-Hasan (as) cada vez que se menciona, como se aclaró en una narración de la sección b) más abajo. De hecho, el único que se levantará con la Verdad y que está mencionado en la narración más arriba como ejemplo, es el Qâ’im que se levantará antes de la Hora, la Hora siendo el Imâm Al-Mahdi (as).

• Se narró bajo la autoridad de Al-Mufaddal bin ‘Umar, que dijo: “Pregunté a mi Maestro As-Sâdiq (as): ¿El esperado y anticipado Imâm Al-Mahdi (as) aparecerá en un momento específico conocido por la gente?” Respondió: “Allah prohibió que nuestros Shi’as conozcan el momento de la aparición del Mahdi.” Dije: “¿Por qué, Maestro?” Respondió: Porque él es la Hora a la que Allah Todopoderoso se refería cuando dijo: «Te preguntan sobre la Hora, ¿Cuándo tendrá lugar? Di: «En verdad, el conocimiento de eso pertenece a mi Señor. Nadie más que Él hará que se manifieste en su momento. Pesa en los cielos y en la Tierra. No vendrá a vosotros sino por sorpresa.» Te preguntan a ti, como si tú tuvieses conocimiento de ella. Di: «En verdad, el conocimiento de ella pertenece a Dios.» Pero la mayoría de la gente no sabe.» Él es también la Hora que Allah Todopoderoso mencionó: Te preguntan sobre la Hora, ¿Cuándo tendrá lugar? Di: «En verdad, el conocimiento de eso pertenece a mi Señor.» Por eso, Él no dijo que alguien más tiene el conocimiento de la Hora, sino que Dijo: «¿Acaso esperan otra cosa excepto que la Hora llegue a ellos por sorpresa? Ciertamente, sus señales ya han venido y de nada les servirá recordar cuando llegue a ellos.» Dijo también: « La Hora está muy cerca y la Luna se ha partido.» Y Dijo: La gente te pregunta sobre la Hora. Di: «En verdad, ese conocimiento sólo lo tiene Dios y ¿Quién sabe? Puede que la Hora esté cerca.», «Quienes no creen en ella piden que se adelante, pero quienes creen se estremecen de miedo al pensar en ella y saben que ella es cierta. Sabed que quienes insisten en negar la Hora están muy extraviados.»

El Mensajero de Allah (PyB) dijo: La Hora no vendrá hasta que el que se levantará con la Verdad aparezca. La Hora es el Imâm (as), el Imâm Al-Mahdi (la Hora) (as) no lanzará el ataque militar hasta después del advenimiento del que se levantará con la Verdad (El Qâ’im de la Verdad), el sucesor del Mensajero de Allah (PyB). Respecto a esto, él (PyB) dijo: Porque él es el sucesor de Allah Todopoderoso y mi sucesor, refiriéndose al primer Mahdi -el primero de los creyentes- que fue mencionado en el testamento. Él pavimentará el camino del Imâm Al-Mahdi (as), un hombre de la Gente de la Casa -queriendo decir que será de la descendencia de Muhammad (PyB)- que empuñará la espada por ocho meses como fue mencionado en la siguiente narración:

Se narró bajo la autoridad de Haizam bin Abdul Rahman, me dijo que oyó a ‘Alî (as) decir: “… y antes de él, un hombre de su descendencia saldrá desde el este y empuñará la espada por ocho meses…”

• En la escritura de Ibn Hamâd, está escrito que “El Sufyânî entrará a Kufa, la saqueará durante tres dias, matará a sesenta mil de sus habitantes y se quedará ahí por dieciocho noches. En ese momento, los estandartes negros saldrán y así como alcancen el agua, los partidarios del Sufyânî en Kufa oirán noticias de su llegada y huirán. Después, un grupo de gente de las masas de Kufa sandrán, sólo unos pocos portarán armas, y entre ellos, habrá algunos habitantes de Basra. Rebezarán a los partidarios del Sufyânî y recuperarán tanto como puedan de lo que ellos saquearon de Kufa. Los estandartes negros jurarán lealtad entonces al Mahdi.”

• Se narró bajo la autoridad de Ÿâbir, bajo la autoridad de Abu Ÿa’far (as), dijo: “Los estandartes negros que llegan de Jurasán alcanzarán Kufa y cuando el Mahdi aparezca en la Meca, le jurarán lealtad.”

• Se narró bajo la autoridad de Abu Ÿa’far (as), que dijo: “… Entonces se irá de Meca con tres cientos y algunas decenas que jurarán lealtad a él entre la Esquina y la Estación de Ibrahim. Portará el juramento, el estandarte y el arma del Mensajero de Allah (PyB).”

• Se narró bajo la autoridad del Príncipe de los Creyentes (as): “Un hombre llamado Al-Hariz bin Hiraz aparecerá detrás del río, antes que él, un hombre llamado Al-Mansur, y pavimentará el camino, lo asegurará y fortalecerá la descendencia de Muhammad tal como Quraish se aseguró por el Mensajero de Allah (PyB). Cada creyente deberá apoyarlo o -como él dijo- tendrá que rendir cuentas a él.”

Las palabras del Príncipe de los Creyentes son claras; cada creyente deberá apresurarse a él aunque sea arrastrándose. Todas estas condiciones están expresadas como órdenes dadas para jurar lealtad y ofrecer apoyo.

• Bajo la autoridad de Abu Ÿa’far (as) que dijo: “Él me dijo: Oh Abu Ay Ÿarûd, tan pronto como golpeen las aflicciones, la gente dirá que él debe haber muerto o perecido, y en qué valle caminó; y el que lo busqué se asombrará de cómo vuelve cuando sus huesos se habían deteriorado. En ese tiempo, búscalo, y cuando oídas de su llegada, apresúrate a él aunque sea arrastrándote por la nieve.”